Dos cuadros de Vicente Albán serán expuestos por primera vez en el Museo Nacional

Dos obras de la serie de seis cuadros de Vicente Albán llegaron a Quito desde el Museo de América de Madrid para ser expuestos en el renovado Museo Nacional que abrirá sus puertas el próximo 18 de mayo.

“Indio Principal de Quito en traje de gala” e “India en traje de gala” son los nombres de las obras del pintor quiteño Vicente Albán que se expondrán temporalmente el Museo Nacional, gracias a las relaciones de cooperación entre el Museo de América de Madrid y el Museo Nacional de Ecuador.

Ivette Celi, subsecretaria de Memoria Social, explicó que este préstamo temporal se da a patir de las relaciones de intercambio que se establecieron entre ambos museos, en el marco de la participación del Ecuador dentro del Programa Ibermuseos que fomenta y articula políticas públicas para el área de museos y museología en países iberoamericanos.

Por primera vez en la historia los ecuatorianos se podrán ver dos cuadros de la serie de seis que el pintor quiteño Vicente Albán realizó para la Corona Española en el siglo XVIII.

Ana Azor, subdirectora de Museo de América de Madrid, explicó que Vicente Albán realizó los cuadros, bajo pedido, en 1783 con el fin de dar a conocer en España las personas, la vegetación y los alimentos que existían en América, a través de una serie de pinturas didácticas ya que los cuadros están acompañados de una referencia numerada que explica los productos del suelo quiteño.

Con este primer préstamo de obra, el Museo Nacional iniciará un circuito de relaciones estratégicas con otros museos del mundo para continuar con el intercambio temporal y la circulación de bienes culturales en beneficio de la ciudadanía.

Dato:

El Museo de América de Madrid tiene más de 25 mil piezas precolombinas y coloniales provenientes de todo el continente americano y abarcan la historia desde el período paleolítico hasta la actualidad. Esta colección tiene sus orígenes en 1771 cuando el rey Carlos III dio instrucciones para la recopilación y envío a España una serie de obras representativas de las primeras excavaciones arqueológicas realizadas en el continente y de elementos etnográficos.