Viceministra Andrea Nina expuso en Canadá la relación entre cultura y ciudadanía

La viceministra de Cultura y Patrimonio, Andrea Nina, participó esta mañana en la mesa redonda de los financiadores: “Creando futuros participativos”, en el marco de la primera Cumbre Cultural de las Américas, que se desarrolla del 9 al 11 de mayo, en Ottawa, Canadá, bajo la temática global La ciudadanía cultural.

Este evento continental reúne a los líderes del sector del financiamiento público para las artes y la cultura con el fin de analizar su rol e impacto en el surgimiento de la ciudadanía cultural.

La representante del país se refirió a la relación que existe entre cultura, ciudadanía e institucionalidad. En Ecuador, el Ministerio de Cultura y Patrimonio orienta sus políticas públicas y acciones a generar condiciones favorables para el desarrollo de la creación artística, la producción y la circulación de bienes y servicios culturales y creativos, con énfasis en proteger y promover la diversidad cultural y respetar la autonomía de sus espacios de reproducción e intercambio; así como garantizar el derecho a difundir las expresiones culturales en el espacio público y el entorno digital; establecer incentivos y estímulos para que las personas, instituciones, empresas y medios de comunicación inviertan, promuevan, apoyen, desarrollen y financien actividades culturales.

Los participantes de la Cumbre Cultural de las Américas analizan el concepto de ciudadanía cultural, a través de diferentes lentes políticos, sociales, económicos y culturales y realizan propuestas orientadas a proveer condiciones para que los artistas de toda clase prosperen, e incentiven a los ciudadanos a comprometerse con las artes y la cultura como acto de libertad colectiva y personal.

Los organismos públicos financiadores de las artes y de la cultura se proponen generar una red de trabajo conjunto a nivel de las Américas en temas de cultura y otros desafíos en la región; trabajar en forma conjunta con artistas y pensadores prominentes de todas las Américas para reinventar y promover la ciudadanía cultural con apoyo público a las artes y la cultura como parte de la construcción de sociedades vibrantes, prósperas e inclusivas.